El buen “autotrato” es la clave para mejorar la autoestima

En el valle de Roncal me han abierto sus puertas de par en par y este año he dado allí de dos cursos. (¡Aprovecho para daros las gracias!)Uno de ellos para padres y madres y otro para adult@s, para que aprendan a gestionar sus emociones. Hacía tiempo que no daba uno de estos últimos y me doy cuenta de que lo echaba de menos. Porque no dejo de aprender.

sigue leyendo

Algo que te incomode no tiene por qué ser un problema

A veces metemos todo lo que nos desagrada dentro del mismo saco: el saco de los problemas. Pero no tiene por qué ser así. Hay quien define la palabra problema como todo aquello que no se adapta a sus expectativas. Pues bien, aquí hay una forma de rebajar la cantidad de problemas que puedas tener: haciendo tus expectativas más realistas.

sigue leyendo

Ser permisiv@ no es una forma de dar amor

Lo puede parecer, pero no lo es.

sigue leyendo

La exigencia es una navaja de doble filo

El otro día, se me ocurrió este gráfico para tratar el tema de la exigencia.

sigue leyendo

Mis vacaciones no han sido lo que esperaba

No pasa nada si tus vacaciones no molan. Yo pensaba que sí, pero no.

sigue leyendo

Otro ingrediente secreto de la fórmula mágica para educar

Hace un tiempo escribí un post en el que hablaba de la fórmula mágica de la buena educación. En ella los elementos básicos eran el amor y los límites. Pero tengo que añadir otra cosa más. ¿Te imaginas cuál puede ser?

sigue leyendo

Una cosa es paciencia y otra, que te tomen por el pito del sereno

Desde hace un tiempo sigo a Carlos González. Es un pediatra con el que tengo puntos de vista en común, aunque otros no. El otro día encontré este vídeo que me parece muy interesante mostraros.

sigue leyendo

Madres hartas de sentirse “demasiado” estrictas

El otro día una buena amiga me envió este post. Está publicado en el blog www.loscarcolano.com. En él una familia que se define “más o menos normal” cuenta sus experiencias de todo tipo. Pues me encantó el enfoque que dan a la educación.

sigue leyendo

Sororidad

Ayer me llegó este mensaje escrito en los azulejos de un baño. Y a verdad es que me hizo gracia. Porque creo que todas nos podemos sentir identificadas con esa sensación de profunda amistad momentánea cuando vas al baño una noche de fiesta.

sigue leyendo