La gente me ningunea

“La gente me ningunea y hacen que soy invisible a menudo, menos cuando les interesa. Te explico algunos ejemplos: en el trabajo, si se hace una pregunta y empiezo a contestar yo viendo que nadie lo hacía, se me interrumpe como si yo no estuviera… Si estoy hablando con  alguien la gente viene y se pone a hablar con esa persona como si no estuviera… si alguien viene hablar de un cliente mío, mi compañera hace como si fuera un tema suyo y su cliente.

sigue leyendo

No cuentes a tus hij@s todo lo que va a pasar

Los cuatro pilares del exceso que trastornan a los niños son: demasiadas cosas, demasiadas opciones, demasiada información y demasiada velocidad. Muchas veces os hablo de ellos pero hoy me voy a centrar en el de la información.

sigue leyendo

Mis vacaciones no han sido lo que esperaba

No pasa nada si tus vacaciones no molan. Yo pensaba que sí, pero no.

sigue leyendo

Otro ingrediente secreto de la fórmula mágica para educar

Hace un tiempo escribí un post en el que hablaba de la fórmula mágica de la buena educación. En ella los elementos básicos eran el amor y los límites. Pero tengo que añadir otra cosa más. ¿Te imaginas cuál puede ser?

sigue leyendo

Guarda un poco de felicidad para cuando haga falta

Ayer fue mi cumpleaños y pasé un día extraordinario. A mí me encanta el 17 de mayo, es como uno de los mejores días del año para mí. Desde pequeña lo vivía con una ilusión tremenda. Mi madre me despertaba súper eufórica, me ponía un vestido especial y me hacía una fiesta con amig@s.

sigue leyendo

¿Para qué sirven las emociones desagradables?

Así como los órganos de los sentidos nos dan información sobre lo que nos rodea a nivel sensitivo, las emociones nos dan información sobre cómo nos sientan las cosas. Algunas son agradables, otras no.

sigue leyendo

El pique que tuve con mi amiga María

El otro día fui a Huesca por trabajo y recados y quedé con mi amiga María. Iba a ser un día largo, pero me gusta aprovechar mis desplazamientos para ver a mi gente.

sigue leyendo

No contestes tú cuando le hablan a tu hij@

Me gusta mucho hablar con los niños. Hacerles preguntas que no se esperan o comentarles algo un poco loco. Es para mí una buena forma de conectar con ellos. Pero a veces, cuando lo hago, no me contestan ellos, sino sus padres.

sigue leyendo

Cuando le faltan al respeto a otra persona: ¿intervenir o no?

Estoy metida en un montón de grupos de whastapp, imagino que como mucha gente. Y el otro día sucedió en uno de ellos algo insólito (afortunadamente). No daba crédito.

sigue leyendo

No aceptes de tus hij@s un “no sé” como respuesta

Trabajo con críos todas las semanas y siempre se dan situaciones en las que uno hace algo que no debe como pegar un empujón a otro compañero o hacer algo cuando no tiene permiso para ello.

sigue leyendo