Lo mejor de esta vida es que te quieran como eres

Al menos, a mí me lo parece. Con tus defectos, con tus taras y tus cosas a mejorar.

sigue leyendo

El aspecto de las niñas

Cuando en una sesión sobre coeducación hago la pregunta sobre qué diferencias hay a la hora de tratar a niños y a niñas, afortunadamente, cada vez hay más respuestas y menos silencios. El tipo de juguetes que se regalan, cómo reaccionamos ante un llanto de niña o ante un llanto de niño… Pero me sorprende que haya cosas mucho más visibles que no salgan en esas respuestas.

sigue leyendo

¿Quieres que tus hij@s te tengan miedo?

Imagino que la respuesta sería que no… O que depende… Porque, si dices que sí… ¿Qué clase de p/madre serías? No te juzgues… Es normal usar una dosis de miedo para educar, aunque no es bueno.

sigue leyendo

Seguro que crees que tratas por igual a tus hij@s al margen de que sean niñas o niños

Esta semana hemos trabajado una sesión sobre coeducación en Ansó y ha sido interesantísima.

sigue leyendo

La culpa llama a mi puerta todos los días varias veces

Ser asertiv@, poner límites a l@s demás, decir que no, alejarte de las personas tóxicas, muchas veces tiene como consecuencia sentir culpa.

sigue leyendo

¿No estarás confundiendo autoridad con autoritarismo?

Estas dos palabras tienen significados diferentes aunque a veces cometemos el error de creer que son lo mismo.

sigue leyendo

Que mi hij@ no pase lo que yo pasé

Esta frase yo la he escuchado mucho y vertebra muchas de las decisiones que se toman con respecto a la crianza y educación de l@s niñ@s.

sigue leyendo

Si quieres que tus hij@s sean felices en este mundo, tendrás que enseñarles

Hace poco escribí sobre lo que hacemos en el día a día para contribuir a la felicidad de l@s niñ@s. Pero unos meses después le he dado otra vuelta a este tema. Probablemente era lo que quería escribir en ese post anterior, pero a veces empiezo con una intención y acabo escribiendo otra cosa.

sigue leyendo

Y tampoco me ha ido tan mal…

Si te dieron algún bofetón, si veías películas que no eran adecuadas a tu edad, si tus padres discutían delante de ti…

sigue leyendo